15 jul. 2016

Reseña : El tren de los huérfanos - Christina Baker Kline

Una novela cautivadora inspirada en hechos históricos. Más de un millón y medio de lectores en Estados Unidos. 

Entre 1854 y 1929, los llamados trenes de huérfanos partieron regularmente de las ciudades de la Costa Este de Estados Unidos hacia las tierras de labranza del Medio Oeste, llevando miles de niños abandonados cuyos destinos quedarían determinados por la fortuna o el azar. ¿Serían adoptados por una familia amable y afectuosa, o se enfrentarían a una adolescencia de trabajo duro y servidumbre? La inmigrante irlandesa Vivian Daly fue uno de esos niños, enviada por ferrocarril desde Nueva York hacia un futuro incierto a un mundo de distancia. Ahora, muchas décadas más tarde, Vivian es una anciana que lleva una vida tranquila y apacible en la costa de Maine, y los acontecimientos de su infancia se han convertido en un recuerdo vago. Sin embargo, en arcones de su desván se ocultan vestigios de un pasado turbulento. Molly Ayer, una joven de diecisiete años, sabe que cumplir con un servicio a la comunidad ayudando a una anciana viuda a ordenar sus trastos es lo único que puede salvarla de terminar en un centro de menores. Pero a medida que Molly ayuda a Vivian a revisar sus recuerdos y posesiones, descubre que ambas tienen mucho en común. Molly, una india Penobscot que ha pasado su adolescencia entrando y saliendo de casas de acogida, también ha sido educada por desconocidos y tiene preguntas sobre su pasado de las que aún no ha obtenido respuesta.



¡Gracias a Ediciones B por el envío del ejemplar!

"Despojados de familia e identidad, con magras raciones de comida, confinados en duros asientos de madera hasta que seamos, como sugirió Jack el Baboso, vendidos como esclavos, nuestra mera existencia ya es castigo suficiente."

Nunca había escuchado hablar acerca de esta parte de la historia de Estados Unidos. Así que cuando leí la sinopsis de El Tren de los Huérfanos y de inmediato quise leerlo. Me encanta la historia y, si bien no es acerca de la historia de Chile, sí es un momento de la historia que marcó a Estados Unidos. Y con razón.

El libro sigue la historia de dos personajes: Mollie y Vivian. Mollie es una chica de 17 años, que desde pequeña ha vivido en casas de acogida y ha sido adoptada varias veces. En la actualidad (año 2011) vive con una pareja, con la que no se lleva muy bien. Vivan es una mujer de más de 90 años, viuda y quien vive sola en una gran mansión. 

Ellas se conocen debido a que Mollie cometió un ilícito y debe pagar con horas comunitarias, por lo que llega a la casa de Vivian para ayudarla a ordenar su ática y las cientos de cajas con cosas que ha coleccionado a lo largo de la vida. 

Cuando Mollie y Vivian se conocen ninguna sabe nada de la vida de la otra, por lo que se miran con precaución, sin embargo, a lo largo de la narración comienzan a darse cuenta que sus vidas tienen puntos en común. 

La historia de Mollie se cuenta en tercera persona, mientras que Vivian cuenta su historia (que comienza en 1929) en primera persona. Mollie va contando qué sucede con ella y cómo su vida va cambiando mientras más se involucra en la vida de Vivian. En el caso de esta última nos narra qué le sucedió desde el momento en que llegó a Estados Unidos (venia de Irlanda) y cómo llegó a ser parte de El Tren de los Huérfanos y lo que sucedió en sus primeros 23 años de vida. 

                         "En ocasiones es mejor tratar de olvidar."

Fue sumamente interesante conocer acerca de este Tren de los Huérfanos y cómo chicos de todas las edades eran llevados ahí y entregados a familias a lo largo de Estados Unidos, ya sea para ser adoptados por familias que quieren entregar amor o a familias que solo necesitan mano de obra gratis. 

A lo largo que pasan los años en la vida de Vivian conocemos los horrores por los que pasó en las diversas casas en que fue adoptada, pero también conocemos a personas buenas que la ayudaron y lugares en los que fue cuidada y también amada. 

Ella señala algo que me llamó mucho la atención, y que es que narra solo sus 23 primeros años de vida debido a que son los años que la formaron, por lo que los demás años (app. 70) prácticamente no los toca, ni son importantes para ella. Eso, para mí, remarca que quizás uno siempre se termina acordando de las cosas que nos marcaron más, momentos, historias, personas, que hicieron que nuestra vida cambie de un momento a otro y que siempre, no importa cuántos años pasen, nos acordaremos de eso. También derramé lágrimas por las diferentes situaciones que pasó nuestra protagonista y por la fuerte vida que tuvo.

Mollie tiene una evolución a lo largo de la narración: comienza siendo una chica apática, gruñona y que no le importa nada, y termina siendo una chica que ve el lado positivo de la vida, que ve que, a pesar de todo lo malo, la vida puede ser mejor y que ella con sus ganas puede ayudar a otros. 

Creo que es una novela muy necesaria, es cruda, pero también entrega un mensaje de compañerismo, amor y amistad. Sin embargo, me hubiese gustado saber aún más, más de El tren de los Huérfanos en sí (aunque al final de la novela hay un pequeño reportaje) , que la autora hubiese profundizado más en ese hecho, pero sin duda es un muy buen puntapié para quienes quieren conocer más. 

"Siento que toda mi vida ha sido un azar. Momentos fortuitos de pérdida y conexión. En cambio, esta es la primera vez que siento que es el destino."

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
 

Locas x los libros Copyright © 2016 New Syndrome Book con imagenes de | google